WRC ORLEN 80th Rally Poland
Poland
Starts: Thursday, June 27, 2024 at 8:00:00 AM
ERC Delfi Rally Estonia
Estonia
Starts: Friday, July 5, 2024 at 6:00:00 AM
Ferratum World RX of Sweden 1
Sweden
Starts: Saturday, July 6, 2024 at 6:00:00 AM

Mon 06 Mar 2023

En un día como hoy: Una victoria especial para Delecour y Ford

El Ford Escort RS Cosworth era ampliamente considerado, y alabado habitualmente, como uno de los mejores coches del Grupo A que jamás haya corrido en un tramo. El coche logrado por Boreham ganó por primera vez hace hoy 30 años.

Pero esta historia no acaba aquí. La victoria en el Rallye de Portugal en 1993 fue algo muy importante para el hombre que estaba al volante. El sábado 6 de marzo, François Delecour se convirtió por fin en ganador de una prueba del Campeonato del Mundo de Rallyes.

Tanto el Escort como Delecour habían estado a punto de romper sus respectivos esquemas un par de meses antes en el Rallye de Montecarlo, que abría la temporada. Deleçour lideró 18 de los 22 tramos en los Alpes, pero no pudo hacer mucho para contener a Didier Auriol y su potente Toyota Celica Turbo 4WD. En la penúltima especial, Auriol superó a su rival y subió a lo más alto del podio para sumar su tercera victoria en el Monte en cuatro años.

En Suecia, el director ejecutivo de M-Sport, Malcolm Wilson, lideró y dio esperanzas de una primera victoria para él y el Escort. Después llegó Portugal.

Con la ausencia de Toyota en Portugal, no fue ninguna sorpresa que los Escorts de Delecour y su compañero de equipo Miki Biasion dominaran los primeros tramos de asfalto. Pero una vez que el rallye entró en la tierra, se esperaba que el Jolly Club Lancia Delta de Carlos Sainz hiciera de las suyas. En lugar de ello, el español sufrió un fuerte accidente cerca de Fafe.

Sí, el segundo Delta de Andrea Aghini era tercero, pero en realidad no se esperaba que molestara a los dos Ford de delante. Sin embargo, el italiano estaba lo suficientemente cerca como para dar a Boreham algunos quebraderos de cabeza en relación con una directiva para que Delecour y Biasion se mantuvieran a la espera.

François siguió presionando y sólo cuando superó el tramo de Arganil, que podía ser muy duro, admitió que la victoria estaba al alcance de la mano.

Y así fue. Horas más tarde, el francés, muy aliviado, lo celebraba con un equipo Ford igualmente encantado. Por fin Delecour había ganado. Y el Escort de Ford estaba definitivamente de vuelta.