Accidentado final de
primera jornada

Jari-Matti Latvala lidera el ADAC Rallye de Alemania tras un accidentado final de primera jornada, cuando su compañero de equipo Sébastien Ogier ha perdido el liderato.

Los pilotos de Volkswagen han dominado en los tramos de asfalto. Ogier ha firmado tres scratch y Latvala dos, y estaban separados por 5.5 segundos antes del último tramo de Moselland.

Sin embargo, el líder del campeonato, se ha salido con su Polo R WRC en una curva cerrada en el kilómetro 7.5, lo que le ha dejado en una ladera repleta de viñedos. El francés ha logrado salir del campo por una carretera diferente a la del tramo y ha intentado regresar a la especial.

Pero finalmente no ha podido, por lo que Ogier ha tomado el tramo de enlace hacia el parque de asistencia de Trier y se ha visto obligado a abandonar. El coche está en buen estado y mañana se reenganchará con la normativa del Rallye 2 con una penalización de 10 minutos.

Kris Meeke es segundo a pesar de hacer un trompo

Su abandono ha dejado en cabeza a Latvala con una renta de 37 segundos sobre el Citroën DS3 WRC de Kris Meeke. El ganador del año pasado, Dani Sordo, se ha sobrepuesto a las malas condiciones de los tramos para finalizar tercero con su Hyundai i20 WRC a 5.6 segundos del norirlandés.

“Recibimos un mensaje en el coche de que Ogier se había parado y luego vimos otro mensaje que decía que abandonaba”, ha comentado Latvala. “Perdí un poco el ritmo, porque no sabía si ir más rápido o más lento. Miikka me ha dicho que fuera consciente y he aflojado, pero he frenado demasiado y me ha resultado difícil concentrarme”.

Meeke perdió un puñado de segundos al dar un trompo en la primera especial, pero después demostró su consistencia finalizando tercero en cada tramo.

Al tener un programa reducido esta temporada, Sordo tuvo una posición retrasada en el orden de salida. Cuando pasó por los tramos la carretera patinaba, ya que los pilotos que salían por delante depositaban barro y suciedad en la trazada ideal al cortar las curvas.


Dani Sordo es tercer a pesar de haber salido muy retrasado

Sin embargo, el español se ha mantenido siempre entre los pilotos de cabeza, y podría amenazar mañana a Meeke, una vez que el orden de salida se restablezca esta noche al dar la vuelta a la clasificación.

Andreas Mikkelsen marcha cuarto, a 3.0 segundos de Sordo, con su Polo R, a pesar de haber sufrido un pinchazo por la mañana. Thierry Neuville ocupa la quinta posición. Sus mecánicos trabajaron durante toda la pasada noche para reparar el i20 del belga después del vuelco que sufrió en el shakedown. A pesar de ello, tuvo un susto cuando su coche se llenó de humo en el último tramo.

Mikko Hirvonen se encuentra sexto, a 1.9 segundos de Neuville, a pesar de marcarse una excursión por un sembrado en la primera especial. Su compañero de equipo, Elfyn Evans, y el noruego Mads Ostberg ocupan las dos siguientes posiciones de la general. El piloto de Citroën ha tenido que luchar contra la suciedad de los tramos, cayendo desde la tercera posición.

Bryan Bouffier y Martin Prokop completan la clasificación. Robert Kubica cuenta con cuatro minutos de pérdida después de que su Fiesta RS se saliera de la carretera y tuviera que ser devuelto a la carretera por los espectadores.

La segunda etapa de mañana comienza a las 06:30 horas. Los pilotos se enfrentarán a un bucle de cuatro tramos y 148.30 kilómetros, incluidas dos pasadas por la imponente especial de Panzerplatte, en el área militar del Baumholder.

More News

VIDEO