El Citroën DS3 R5
disputa sus primeros tramos

Tras una serie de contratiempos, el esperado Citroën DS3 R5 ha sido homologado por la FIA y a ya puede competir en el Campeonato del Mundo de Rallyes.

La FIA homologó el último coche de rallyes de la marca francesa el día anterior al Rallye de Portugal, prueba en la que se esperaba que Sébastien Chardonnet hiciese debutarlo, después de los retrasos con la homologación prevista para principios de años.

En cambio, el mismo fin de semana que el Rallye de Portugal el primer DS3 R5 privado finalizó en la sexta posición del Rallye de Sanremo con el italiano Rudi Michelini al volante.

Chardonnet hará debutar el DS3 R5 en el WRC el próximo mes de junio cuando dispute el Rallye de Italia Cerdeña.

El francés, que ganó la Citroën Top Driver y el WRC 3 la pasada temporada, recibió como premio un programa para este año en el WRC 2 con un DS3 R5. De esta manera, el Rallye de Cerdeña será la primera de sus seis citas.

El ganador del JWRC de la FIA de este año, que arrancó en el Rallye de Portugal, también será obsequiado con un programa similar para 2015.

Con la llegada del R5, Citroën Racing ofrece ahora una amplia gama de coches para todos los niveles de competición de los rallyes, desde los R1 hasta los WRC, pasando por los R3, RRC y R5. Citroën Racing ha confirmado que tienen encargados 30 unidades de DS3 R5.