miércoles | 04 nov 2020

Semana del Padre y del Hijo: Los Loubet

Nacido en Córcega con un nombre como Loubet y un padre que una vez usó la mítica decoración Martini de Lancia, Pierre-Louis estaba obligado a seguir a Yves en los tramos.

Loubet Jr., sin embargo, se esforzó antes compitiendo en la pista con karts del Campeonato Europeo. Cuando el cambio a los coches no funcionó, su carrera parecía haberse estancada.

"Tenía 16 años", dijo Pierre-Louis. "Volví a la escuela, como todo niño normal."

La escuela duró un par de años, pero cuando encontró fondos para disputar tramos, no perdió ni un segundo y fue directo al Campeonato Mundo de Rallyes.

Terminar subcampeón en su debut en el FIA Junior WRC en Portugal en 2015 fue un comienzo impresionante para el joven francés.

La progresión de Loubet Jr. a través de las filas del WRC fue rápida. En sólo su segunda temporada, empezó el WRC 2 en una DS 3 R5. Esa progresión en la serie mundial es lo que diferencia su carrera de la de su padre Yves.

Photo: MAP/Bastien Roux
¿Es Loubet la próxima estrella francesa del WRC?

¿Es Loubet la próxima estrella ...

Todo el mundo recuerda la llegada de Sébastien Ogier al Campeonato del mundo de Rallyes de la FIA.

Read more

Loubet senior. pasó sus temporadas de formación pilotando un Opel Kadett en multitud de pruebas del Campeonato Francés, con algún que otro Sanremo o Rallye de Montecarlo. El cambio al potente Alfa Romeo a principios de los ochenta ayudó a elevar el perfil de Loubet y finalmente le consiguió un asiento en el equipo de trabajo de Lancia para el Tour de Corse de 1987. A pesar de la falta de experiencia en tracción a las cuatro ruedas, Loubet lideró la prueba del WRC durante cuatro tramos y finalmente terminó segundo.

Ese resultado fue suficiente para convertirlo en un fijo semipermanente en el equipo oficial, con un papel aún más importante en los planes del Jolly Club.

La temporada más importante de Yves fue sin duda 1989. Dominó el Campeonato Europeo de Rallyes al volante de un Lancia Delta Integrale dirigido por un Grifone. Para entonces, este supuesto especialista corso de la farmacología había demostrado su habilidad para pilotar en todas las superficies, algo que sin duda le ha transmitido a su hijo.

El Padre Yves en una posición menos familiar. . MAP/Bastien Roux Photo:

Pierre-Louis levantó la corona del WRC 2 del año pasado y ahora ha dado un paso adelante para pilotar un i20 Coupe WRC con el equipo de Hyundai Customer Racing.

Su debut en un coche del WRC fue excepcional, liderando brevemente al piloto oficial de Hyundai Dani Sordo, aunque con el español muy en modo test, en el Rallye di Roma del verano.

Su debut en el WRC en Estonia le proporcionó unos tiempos magníficos sobre tierra rápida, pero fue séptimo en la general del Rallye de Italia Sardegna del mes pasado, donde el resultado estuvo a la altura de su potencial.

El famoso padre de Pierre-Louis siempre está al otro lado del teléfono, pero no es de los que comparten el protagonismo de su hijo.

"Mi padre se queda detrás", dijo. "Prefiere apoyarme de esta manera [desde casa] y no venir a los rallyes. Sé que puede ayudarme cuando lo necesito. Sé que otros padres vienen a los eventos, pero creo que es mejor hacer tu trabajo solo."

More news