Tuesday | 22 Nov 2022

Los 50 mejores momentos del WRC: Indonesia marca el primer rallye del WRC en Asia

Después de haber pasado por Europa, África, América del Norte y del Sur y Oceanía, lo único que le quedaba al WRC era un viaje a Asia. Esto se hizo realidad en 1996, cuando el campeonato se dirigió a Indonesia.

Situado justo por encima del ecuador, en la ciudad septentrional de Medan, el Rallye de Indonesia planteó una serie de retos totalmente nuevos, ya que los niveles de humedad rondaban el 95%. Juha Kankkunen comparó las condiciones con el intento de pilotar en una sauna finlandesa, mientras que era necesario consumir hasta 14 litros de agua cada día para hidratarse.

Además, las condiciones meteorológicas cambiaban rápidamente, con lluvias impredecibles tipo monzón que convertían algunos tramos en baños de barro.

Colin McRae y Tommi Mäkinen marcaron el ritmo inicial: los rivales de Subaru y Mitsubishi se alejaron del grupo tras la primera etapa. Pero el Lancer Evolution de Mäkinen se detuvo en la segunda jornada al fallar su intercooler, lo que dio una ventaja de cuatro minutos al escocés McRae.

Lo más destacado del Rally de Indonesia 1996

Con una ventaja tan considerable de cara a los últimos tramos, se podría perdonar que McRae se tomara las cosas con calma.

¿Lo hizo? Por supuesto que no.

Un accidente en el último día obligó a McRae a retirar su Impreza, dejando a Kankkunen, Carlos Sainz y Piero Liatti luchando por la victoria.

Kankkunen, al volante de un Toyota Celica, se vio perjudicado por problemas técnicos y sólo pudo ser tercero en la general. Liatti, a pesar de sus esfuerzos, no fue capaz de alcanzar a Sainz, por lo que fue el español quien se llevó el botín.

Esta sería la única victoria de Sainz en lo que fue su primer año a bordo de un Ford Escort RS Cosworth. Había abandonado el barco de Prodrive al final de la temporada anterior al sentir que no contaba con el apoyo adecuado del equipo inglés.

SELECCIONA A CONTINUACIÓN TUS CINCO MOMENTOS FAVORITOS