Tramos

  • Ocho tramos, principalmente cortos, que cubren 97,02 km, forman parte de la rápida y furiosa etapa inicial del viernes, que abarca dos vueltas en sentido contrario a las agujas del reloj alrededor de Ypres. La acción nunca se aleja más de 25 km de la ciudad.
  • Tras el norteño Vleteren, la ruta se dirige hacia el sur para la especial más larga del día, los 19,60 km de Westouter - Boeschepe. Mesen - Middelhoek y, de vuelta al norte de la ciudad, Langemark completan el cuarteto. Los bucles se dividen por la asistencia.
  • El sábado es aún más compacto, con algo menos del 50% de la distancia total competitiva. Sigue un formato similar, con Reninge y el Dikkebus del sur, Wijtschate y Hollebeke, el tramo más largo de la prueba, con 22,32 km, recorridos dos veces con la asistencia entre ellos. Los ocho tramos añaden 133,22 km.
  • Los bucles repetidos de Watou y Kemmelberg conforman el final del domingo, y la segunda pasada por este último tramo constituye el tramo con puntos de bonificación, el Wolf Power Stage. Las tripulaciones regresan a Ypres para la asistencia después del bucle de apertura y los cuatro tramos suman 51,34 km.
  • Los 20 tramos suman un total de 281,58 km. 

 

Tramo icónico

  • Kemmelberg: tan famoso para los aficionados a los rallyes como para los devotos de las carreras clásicas de primavera del ciclismo. La subida de la famosa colina del Kemmelberg sobre adoquines, cerca del final del tramo, obligará a los coches a luchar por la tracción, especialmente si está mojado. Antes de esta zona, los competidores suben el Monteberg a lo largo de curvas rápidas y fluidas.