Resumen 2017: Hyundai

Las estadísticas revelan que Hyundai Motorsport disfrutó de su temporada más exitosa en el WRC hasta la fecha: subcampeones en los campeonatos de pilotos y marcas, cuatro victorias absolutas y casi 100 scratch.

Pero -y es un gran pero- no logró títulos que celebrar en la fabrica coreana de Hyundai y en la sede del equipo en Alemania, y ese es el punto en el que los hechos y los objetivos se vuelven algo borrosos.

El objetivo de 2017 de Hyundai era ganar el campeonato de marcas por primera vez. Si el piloto principal Thierry Neuville podría detener la racha ganadora de Sébastien Ogier en el certamen de pilotos, mejor.

Lo tenían todo. Hyundai finalizó el 2016 con Neuville, Hayden Paddon y Dani Sordo en los primeros cinco puestos y los tres siguieron para el 2017.

Las pruebas inaugurales en Monte Carlo y Suecia ofrecieron optimismo, pero finalmente desilusión. Neuville dominó en los Alpes franceses hasta abandonar por la rotura de la suspensión. Después, un error extraño y francamente inexcusable le costó la victoria en Suecia cuando arrancó una rueda de su i20 en la súper especial del sábado de Karlstad.

Hyundai ya estaba a la defensiva, 33 puntos por detrás en la clasificación de marcas y el belga 36 puntos por detrás de Ogier.

No había manera realista de volver atrás, ya que M-Sport World Rally Team constantemente acumuló puntos. La batalla de pilotos fue una cuestión diferente y Neuville podría, y quizás debería, estar celebrando su primer título en lugar de su tercer subcampeonato en cinco temporadas.

Seis podios consecutivos le permitieron borrar la diferencia e igualar a Ogier, cuando el campeonato se fue de Finlandia con cuatro citas restantes.

Entonces todo salió terriblemente mal. La suspensión rota en un corte inofensivo en las carreteras militares del Panzerplatte de Alemania fue seguida por un horrendo fin de semana en España, que finalmente fue detenido por más problemas de suspensión. El título se esfumó.

La temporada de Paddon fue un desastre por una variedad de razones, algunas deportivas y otras extra deportivas, mientras que Sordo cosechaba buenos puntos a principios de año, pero se desvanecían a medida que avanzaba la campaña.

El director del equipo Michel Nandan fichó a Andreas Mikkelsen para las últimas tres carreras para fortalecer su alineación, pero ya era demasiado tarde. Los errores y la inconsistencia dejaron del equipo fueron demasiados obstáculos por superar.

Neuville terminó la campaña con cuatro victorias en comparación con los dos de Ogier, mientras que Mikkelsen se adaptó rápidamente al i20.

Ellos dos serán la columna vertebral del equipo Hyundai en 2018, con Paddon y Sordo compartiendo el tercer coche. Si esa alineación cumple con su potencial, es más que suficiente para reparar los errores de 2017.

Video

More News

2017 season review: Hyundai