FIA

Advertising

Cuenta para Suecia:
el desasfío

El Rallye de Suecia es la única prueba totalmente de invierno de la temporada, y ahí radica uno de sus mayores desafíos, como los pilotos tienen la oportunidad de experimentar un cóctel de bajas temperaturas, hielo, nieve y los restos de suciedad congelada en los neumáticos con clavos limitados.

Pocos días después del Rallye Monte Carlo es la única preparación de que disponen los equipos antes de disputar el shakedown. Los realmente afortunados pudieron hacer algunos test antes de la Navidad.

Y una vez que el rally termina el caucho tachonado será embalado, las botas de piloto con calefacción se apagarán y las prendas para la cabeza que se ven en el parque de asistencia será empaquetado en la maleta hasta el próximo año. 

Entonces, ¿cómo se pilota por las heladas tierras y que difieren de otros lugares? El piloto de Citroën Mads Ostberg nos lo explica. 

"Hay que tener cuidado con el desgaste de los neumáticos y juzgar los puntos de frenada, seguir las líneas sin sobre viraje, ser suave y progresivo con el acelerador para asegurarse de que te mantienes en la trazada por las curvas. Aquí es donde puede encontrar más agarre, pero al mismo tiempo que los clavos llegan a la tierra, así que tienes que hacerlo de una manera sensata", comenta. 

A partir de aquí no hay mucho que pensar......

Sideways in the snow - Sebastien Ogier in 2013

"Hay muchas maneras diferentes de pilotar. Una de las mías es que hay que ir más de lado para poder acelerar antes. Para encontrar la máxima tracción en el hielo, debe girar encima de la curva y para ello hay que apretar rápido el acelerador ", comenta.

La ironía es que el Rallye de Suecia es la prueba sobre hielo pero uno de los más rápidos del año. Las velocidades son altas gracias al increíble agarre que proporcionan los 384 clavos insertados en cada rueda para las pistas heladas.

Pero cuando la nieve es blanda y las carreteras no están tan heladas, la tracción no es simple. La tierra desgarra los clavos y los niveles de adherencia son similares a caminar sobre una clapa de hielo.

Y si las previsiones que se prevén par Suecia son las reales, la nieve blanda y la poca cantidad de hielo es lo que podemos ver la próxima semana.

Drivers 'boots' contain 384 spikes

Así que la gestión de los neumáticos en cada bucle será la clave.

Los pilotos hablan sobre las condiciones perfectas de invierno, pero ¿qué son?

Bueno, los bancos de nieve que cubren las carreteras son esenciales , lo que permite a los pilotos mantener su pie derecho en a fondo durante tanto tiempo como sea posible.
Saben que si dejan de frenar una fracción demasiado tarde, pueden colisionar contra un banco para aguantarse y seguir adelante en las curvas.

Pero si no hay mucho frío y las temperaturas no bajan de -30 ° la nieve no es tan dura como los pilotos quieren. ¿El resultado?
El banco de nieve se derrumba , el coche encalla y hay que tirar de pala para sacarlo.

También hay que pensar en los mecánicos que tienen que aguantar mucho frío, ya que muchas veces hay que lidiar con un perno recalcitrante con los dedos congelados.

Tratar de completar una asistencia cuando el reloj cuenta atrás y todos los ojos están enfocados hacia ellos es una pesadilla. Y recuerda, estos chicos son los mejores del mundo en su trabajo.

Advertising